«EN BADAJOZ NO TUVIERON CONFIANZA NI PACIENCIA»

Ángel García

Ha vuelto a marcar, ha vuelto a sentir lo que es la máxima expresión del fútbol, el gol. Tras un regreso al fútbol nacional bastante discreto por culpa de las lesiones, el delantero Jairo Morillas (2-7-1993, Gilena, Sevilla) vuelve a encontrarse cómodo como mejor sabe; cerca del área y siendo referencia. “Está siendo clave la confianza del míster”, dice.

 

Por fin, su reencuentro con el gol. Dos seguidos y el equipo líder.

Lo sabía, lo tenía claro. En cuanto cogiera la dinámica, en cuanto me fuera sintiendo bien, las cosas iban a salir. Estamos ganando y yo estoy marcando, más no puedo pedir. He tenido una mala racha con las lesiones y ahora me están respetando.

¿Pensaba que se había olvidado del gol?

Nunca, el delantero nunca pierde eso, creo que es algo que siempre he llevado conmigo. He tenido tiempos mejores y peores y, al final, el delantero termina marcando.

¿Necesitaba reivindicarse?

Sí, pero conmigo mismo. No tenía necesidad de reivindicarme ante nadie. Yo sé lo que puedo dar por mí mismo y solamente tengo que mirar hacia adelante.

 

¿Qué le sucedió en Bajadoz?

No tuvieron confianza ni paciencia. Venía de lesiones y surgieron más. Yo soy un jugador que me cuido, pero las lesiones vienen solas, sin buscarlas. Es algo que no controlas. Creo que si las lesiones me dejan voy a seguir creciendo en el Ebro donde sí que he sentido esa confianza.

Precisamente allí fue donde menos portería vio.

He estado en las canteras de Sevilla, del Espanyol, y en el Numancia, Girona… y siempre he hecho goles y por eso me he caracterizado, pero en Badajoz las lesiones no me permitieron ser el que siempre he sido.

Esta temporada tampoco se pude fallar.

Este año todo es más competitivo que nunca. Los equipos, a pesar de lo vivido con el covid, tienen unas expectativas con la Pro que todos quieren cumplir. Eso ha igualado mucho la competición porque todos quieren no fallar, no pueden hacerlo.

Y sorprende en algunos equipos, los llamados modestos.

Lo que más sorprende es que cualquier club compite con una necesidad tremenda de hacerlo bien y cumplir. Cualquiera te pelea todo, cualquiera te puede ganar. Fíjate que ganamos en Haro, y ellos son colistas. Y nos lo pusieron muy difícil, eso indica que la diferencia del último al líder, nosotros, es muy pequeña.

Ángel García

( www.cazurreando.com)

(Imagenes Cedidas por Jairo Morillas)

 

Next Post

“EN 2B NO HAY GENIALIDADES”

Nadie como él. Nadie le iguala. Dieciocho temporadas consecutivas en 2B, dieciocho, como una mayoría de edad cubierta en campos de fútbol. Se dice bien, se consigue peor. Solo escasos profesionales. Ismael Moyano (13 de abril de 1983, Mollet del Vallés, Barcelona) es uno de los elegidos. Los hay más longevos, con más temporadas disputadas, pero nadie ha acumulado estando actualmente en activo esa cifra en la categoría de bronce. […]