«ADIÓS A LA SEGUNDA B» por Fran Alcoy

admin
(Imagenes cedidas por Recreativismo.com)

Quiero empezar agradeciendo a esta página la oportunidad que me brinda de poder colaborar en su nuevo proyecto. Para los que no me conozcáis, soy Fran Alcoy entrenador nacional, y espero que, con mi dilatada experiencia en Segunda B, pueda aportaros opiniones y valoraciones objetivas de esta categoría que esta temporada llega a su final.

Hemos iniciado una competición compleja, distinta, atractiva y peligrosa a su vez, que nos está dejando en el ecuador de la primera fase muchas sensaciones de todo tipo, pero sobre todo nos permite sacar las primeras conclusiones.

Una de las cosas que más me ha sorprendido, después de la crisis económica que la pandemia ha provocado, es la gran inversión económica que muchos equipos han realizado para esta temporada. Está claro que el caramelo de la Segunda B Pro es muy apetitoso, pero cuidado que también es muy peligroso. Con el formato de competición tan corto y con la remodelación de la categoría para la temporada próxima, se van a producir unas situaciones difíciles de gestionar. Se queda fuera el equipo que haya apostado por entrar en la Liga Pro y tenga unos partidos malos. Para el equipo que su objetivo cada temporada es salvarse y tienen que sufrir mucho para lograrlo, aun consiguiéndolo ahora supondría descender una categoría. Y no quiero ni pensar el panorama que se les presenta a los que desciendan, jugarían la temporada próxima en la 5ª categoría del fútbol. Muchísimo cuidado con estos escenarios de competición y por supuesto con sus consecuencias futuras.

Me llama también mucho la atención, que la mayor parte de los equipos filiales estén mostrando hasta el momento una clasificación baja. No cabe la menor duda que para los equipos grandes del fútbol español tener a sus filiales en la cuarta categoría no es favorable para la formación de sus jugadores. Es evidente que los equipos jóvenes van mejorando su rendimiento a medida que la temporada avanza y van sumando experiencia en la competición, pero con este formato igual es más tarde de lo que todos creemos. De los 21 equipos filiales que hay en Segunda B no todos van a poder entrar.

Todas las temporadas, al finalizar las mismas y mirar como han quedado las clasificaciones, vemos que la mayor parte de los equipos han quedado en la tabla según su presupuesto o su potencial deportivo, pero siempre hay una menor parte de estos que son las sorpresas negativas o positivas de la clasificación. Con mucha competición por delante todavía, vemos como Navalcarnero, Algeciras, Langreo y algunos más están siendo sorpresas positivas, equipos como San Fernando, Salamanca, Recreativo o algún filial de los importantes no están donde esperan. Y después está el grupo de los grandes, que de momento cumplen con sus objetivos, como Ibiza, Deportivo, Nástic, Racing Club, etc. En definitiva, aunque esta competición es muy corta queda mucho que decir todavía. Seguro que vamos a ver cambios clasificatorios muy acentuados en esta última temporada de vida de la Segunda División B. Espero y deseo que los distintos escenarios epidemiológicos nos permitan despedir a esta categoría como merece y que todos los equipos puedan luchar en el verde por conseguir sus objetivos.

Pero lo que está muy claro que no va a ser una temporada indiferente para nadie, o blanco o negro, el gris no va a existir. Todos los ascendidos a Segunda B Pro van a estar contentos aunque su objetivo inicial fuera subir a Segunda A, y el resto de los equipos se sentirán decepcionados ya que algunos habrán descendido una categoría y otros dos.

 

MUCHA SUERTE PARA TODOS

Next Post

"EN BADAJOZ NO TUVIERON CONFIANZA NI PACIENCIA"

Ha vuelto a marcar, ha vuelto a sentir lo que es la máxima expresión del fútbol, el gol. Tras un regreso al fútbol nacional bastante discreto por culpa de las lesiones, el delantero Jairo Morillas (2-7-1993, Gilena, Sevilla) vuelve a encontrarse cómodo como mejor sabe; cerca del área y siendo referencia. “Está siendo clave la confianza del míster”, dice.   Por fin, su reencuentro con el gol. Dos seguidos y […]