PARTIDOS DESTACADOS DEL FIN DE SEMANA 13-14 DE NOVIEMBRE

Ángel García

 

 

 

 

S.D LOGROÑES 1-1 CULTURAL Y DEPORTIVA LEONESA


S.D Logroñes: Jero Lario; Cubero, César Caneda, Xiker, Paredes; Arnedo (Albisua, 64), Diego Esteban (Dani Sandoval, 64), Lozano; Calderón, Mario Soberón y El Haddadi (Jon Ander, 64).

Cultural Leonesa: Dani Sotres; Jorge Moreno, Rodri, Cristian Galas, Castañeda; Gaztañaga, Gálder Cerrajería (Nahuel, 74), Solís (Obolskii, 46); Álvaro Juan (Javi Fernández, 65), Aarón (Empis, 87) y Ánder Vitoria (Buenacasa, 74).

Árbitro:  Monter Solans (Colegio Aragonés). Mostró amarilla a los jugadores locales  Diego Esteban y a Paredes además de los culturalistas Cerrajería, Castañeda y Galas.

Goles: (1-0, min. 33): Mario Soberón. (1-1, min. 48): Ánder Vitoria.

Resumen: Sotres, Sotres, Sotres. Fue el portero de la Cultural el planteamiento, el nudo y el desenlace de la historia de la noche del viernes en Las Gaunas. Sólo el cántabro evitó la goleada riojana, sólo el meta de la Cultural emergió para dar a los suyos un punto cuando podrían haberse llevado media docena en condiciones normales, o, mejor dicho, con el anterior Sotres en la meta. Porque la confianza que se ha ganado Sotres es de esas difíciles de cuantificar. Ahora se conoce su verdadero nivel -el que le llevó a firmar por el Cádiz en Primera hace un par de años- y la exigencia que se le asume va acorde a lo expuesto. ¿Lo demás? Vamos por partes.

El planteamiento fue trabado en los leoneses y con un guion impoluto en la SD Logroñés. Ideas claras locales y ejecución precisa, aunque ayer, la defensa, mostró más estrecheces que de forma habitual. Al peso, las ocasiones fueron de los de Llona; tres de Soberón -entre ellas el gol que, con la norma absurda, es legal pese a ser un fuera de juego flagrante en condiciones normales hasta hace meses- y sustancia para haber creado y, sobre todo, dañar con sangre a una Cultural que pudo empatar en los últimos minutos. Cerrajería, Aarón o Vitoria protagonizaron sus remates ante la permisividad, paradójicamente, de los de la zaga local.

Con ese nudo, la segunda mitad fue de esas realmente indefinidas por táctica pero desmadradas en talento. Pudo ampliar la ventaja Esteban, pero se encontró con el larguero en el 46, y, dos minutos después, la Cultural volvía a saborear la estrategia con el gol de Vitoria. Fueron entonces, los mejores minutos leoneses. Lástima que no llegaran a ser más de diez en los que la consistencia del centro del campo, al fin, quedó manifestada. Pero Llona reordenó el equipo con los cambios y, mientras Sotres seguía sosteniendo a los cazurros,  el dominio se hizo apabullante. En el 79´ llegó el «penaltito» que elevó a la deidad al meta cántabro. Acertó a despejar, a mano cambiada, el disparo desde los once metros de Soberón. En vez de hacer crecer a los leoneses, la acción empujó a los riojanos a meter en su área al rival. Jon Ander, sólo, pudo sentenciar en la avalancha de control local.

Lo mejor: Los de Llona, un equipo muy trabajado, se han creído lo que son y son capaces de exprimirse. Fueron mejores durante muchos minutos y solo la falta de pegada y la presencia de Sotres evitó un goleada a su favor. Es un equipo muy compensado y muy definido que no se sale de sus parámetros.

Lo peor: La primera parte de los leoneses fue un desastre. Perdidos en el centro del campo y arrinconados ante el empuje riojano, pudieron irse al descanso goleado -aunque dispusieron de dos ocasiones claras antes del descanso fruto a errores en la zaga local-.

Aspectos destacables: El balón parado y la estrategia han vuelto a dar puntos a la Cultural. Es su décimo gol de la temporada conseguido de esta factura, un dato fehaciente del trabajo de los cazurros en este aspecto en los entrenos. En los riojanos sorprendió la inconsistencia de la zaga en momentos claves.

Jugadores claves:

  • S.D Logroñes: Soberón, además del gol, dispuso de otras tres para irse por la puerta grande. Pero no sólo fue remate, el cántabro realizó un trabajo bestial presionando en la salida del balón desde atrás leonés y en los tres cuartos de campo.
  • Cultural Leonesa: Dani Sotres se vistió de héroe defendiendo a la Cultural. Espantó todos los fantasmas y falta de confianza mostrada hasta la fecha para cimentar, desde la portería, una barrera que impidió a los riojanos llevarse los tres puntos.

 


Ángel García

 

 

BALOMPÉDICA LINENSE 0-0 ALBACETE BALOMPIÉ


Balompédica LinenseNacho Miras, Loren, Fran Morante, Jesús Muñoz, Víctor Mena, Masllorens, Coulibay (Borja López, 89), Dorrio, Ñito González (Koroma, 85), Leandro (Bandaogo, 76) y Oliva (Fito Miranda, 89).

Albacete Balompié: Rosic, Diegui (Nando, 81), Gálvez, Javi Jiménez, Julio Alonso (Marc Llinares, 81), Sergi Maestre, David Del Pozo (Manu Fuster, 66), Sergi García (Emiliano, 76), Fran Álvarez, Rubén Martínez y Jeisson (Jordi Sánchez, 66).

Árbitro: Diaz Escudero (Colegio murciano). Roja, por doble amarilla, para el local Masllorens en el 73. Amarillas para el local Gerard Oliva y los visitantes Rafa Gálvez, Sergi Maestre y Diegui.

Goles: (0-1, min, 22): Fran Álvarez; (1-1, min. 27): Fran Morante. (2-1, min. 61): Fran Morante. (3-1, min. 79): Dorrio. (4-1, min 87): Koroma.

Resumen: Seis horas de viaje para mostrar una imagen adulterada por la falta actitud y de juego. Eso le sucedió al Albacete en su desplazamiento a La Línea, donde mostró un fútbol embotado, sin fuste, con pocas ideas y siguiendo un poco la dinámica que había expuesto en el Belmonte la semana anterior, pero con la diferencia de ser capaz de rascar por el talento individual de una plantilla que olvidó sus quehaceres habituales sobre el césped ante una Balona soberbia.

Porque el partido fue una exhibición de los de Romerito, con y sin balón, ocupando espacios y parapetando en su actitud una victoria que sabe más que a victoria por la forma, jugando 20 minutos con diez, y el fondo, ante uno de los fuertes del grupo por entidad, historia y presupuesto.

Y eso que, en el inicio, la función de los manchegos tuvo una pinta estupenda. Salieron centrados, mordiendo en lo físico y tácticamente metidos en faena. Eran capaces de saltar la presión en campo contrario de los balonos y gustarse cuando tenían balón. Una jugada de Diegui, ganando espacio por la diestra, supuso el primer gol. El asturiano asistía a Fran Álvarez para que marcara cruzando el balón al palo largo de Miras. Pero el gol, curiosamente, sacó lo peor a nivel defensivo de los de De la Barrera. Un error de Rafa Gálvez, dejando el balón muerto a Fran Morante, servía para que los locales pusieran las tablas. Hasta el descanso, pocos argumentos para más.

El plan se le cayó al Albacete nada más iniciarse el segundo acto. Pareció otro equipo desde la bofetada inicial, sin llegar a ser gol, de Dorrio y Leandro. Parecían los locales aviones sostenidos por Nacho Miras. El Albacete llegaba por inercia cuando la Balona dismunía el ritmo. En el 58´ Fran Álvarez se encontró con Nacho Miras, en su habitual performance. Tres minutos después, otro error de la zaga permitía a Fran Morente adelantar a los de casa. Manu Fuster y Jordi Sánchez entraban para cargar las bayonetas ofensivas, muy romas hasta ese momento con Jeisson, desaparecido, y compinches. Un disparo del primero servía para  que Nacho Miras blocara el balón antes de pegar en el larguero. Pero esa acción anticiparía la expulsión de Masllorens.

Con uno menos, un equipo mojigato se hubiera echado atrás para construir una muralla, pero no, los de Romerito apretaron al rival para atacar en manada ante un rival mayoritario en presencia pero sin dientes. Dorrio ampliaba la distancia antes de que Koroma, recién entrado, sentenciara ante un Albacete que, en la segunda mitad, jugó minimizado por sí mismo en base a un anodino ritmo y a una perniciosa actitud.

 

Lo mejor: La capacidad de reacción de la Balona en los momentos claves. Perdiendo, primero, y jugando con diez, posteriormente. Los de La Línea crecieron en envergadura jugando en minoría con una acitud para nada defensiva, sin tener que guardar el marcador.

Lo peor: En la segunda mitad el cuadro de Rubén de la Barrera fue una caricatura de equipo: encogido atrás, amilanado por la presión local y sin una sensación marcada como equipo, todo con bandazos individuales.

Aspectos destacables: La disposición de los balonos no varió pese a la expulsión de Masllorens. Otros en su lugar, ganando 2-1, se hubieran agarrado del larguero para mantener el marcador.

Jugadores claves:

  • Balompédica Linense: Nacho Miras. El meta de los locales, como acostumbra, fue provindencial con dos intervenciones de mucho mérito. Una tuvo un valor enorme; con 2-1, un disparo de Manu Fuster que hubiera supuesto el empate.
  • Albacete Balompié: Pese a ser un mal día para la zaga, Diegui cumplió en su banda con creces. Incluso se permitió asistir a Fran Álvarez en el gol manchego tras una incursión por su banda.


Ángel García

 

Next Post

"NO PUEDE SER QUE CADA VEZ QUE SALIMOS NOS METAN CUATRO"

Fotos: Albacete Balompié La plantilla del Albacete salió escaldada en su visita a La Línea. Cuatro goles encajados y una sensaciones que no dejan bien al equipo, sobre todo por su actuación a domicilio, donde muestran una endeblez que no debería mostrar un equipo con la vitola de favorito. Cuatro derrotas fuerta de casa es un lastre brutal para un equipo al que solo le vale acabar en el primer […]